Un perro desconocido ¿es peligroso?

May 30, 2012 by     No Comments    Posted under: Consejos sobre el carlino

peligro peligro

La importancia del peligro a lo desconocido

Bueno, todos sabemos que no todos los perros son tan enrollados como nuestros queridos molosinos, ¿no? pues hoy vamos a decir algún consejo de cómo tratar a los perrunos no identificados.

A pesar de ser todos unos perros… hay que tener cuidadito cuando se nos presenta un perro nuevo para que no haya malos entendidos; especialmente si estamos invadiendo su territorio o cogiendo algo que le pertenece, o eso cree él, como puede ser comida, una piña, una piedra u objetos de juego.
En general si queremos entablar una amistad, nos dejaremos oler antes de tocarlo y menos abrazarlo, el perro te huele para conocerte, así que si te dejas oler y estás quieto y tranquilo, entonces no eres un peligro. Posiblemente después comience a mostrarse la mar de simpático.

Ladridos… te podrá ladrar de varias maneras. Si te ladra fuerte enseñando los dientes, está claro que no eres bien recibido, peligro a la vista, avisa para que no te acerques. La mejor opción es darse la vuelta e irse de ahí sin correr demasiado.
Si ladra “con la boca pequeña” hacia arriba y muchas veces seguidas, te tiene miedo, por muy grande que lo veas. Aunque el miedo parezca inofensivo, la necesidad de protegerse puede llegar a ser peligrosa.

Aunque los peludos reconozcan a los niños, igual que a los cachorros, es importante enseñar esto a los más peques de la casa, pero sin asustarlos.
Basta con decir: – No te acerques a los perritos, si ladra o gruñe, déjalo. Espera a que venga él y te esperas a ser su amigo, si quiere.

La posición del cuerpo es algo que se ve a simple vista, un perro que viene con la cabeza gacha y con calma, es amigable, uno que se acerca rápido y con la cabeza bien alta, está tenso y no se fía de ti.

Un signo curioso es la cola… habremos escuchado desde siempre que cuando un perro mueve la cola es que está contento. Pues no siempre es así, si el movimiento es muy rápido y conciso, es que está nervioso, así que paciencia hasta que se relaje.

Otro signo son las orejas, si están agachadas es que está sumiso y de buen rollito, ya habremos visto a los propios molosinos con esa cara de hacernos la pelota muchas veces, a mi me hace muchísima gracia cuando Nessie y Killa quieren que las coja en brazos, ponen la cabeza tan lisa que parecen un par de focas. Chatinas sí, pero mucho morro cuando quieren, también.

Si por el contrario las orejas están erguidas es porque estará en alerta o en tensión, ellos también se comunican y relacionan con estos símbolos. A muchos perros se les cortan las orejas por estética o algunas razas ya las llevan así de serie, cosa que a veces les causa una primera impresión no tan amistosa con los demás. Pero tanto orejas, cola, ladrido, postura… son todo un conjunto de maneras de comunicación.
Todo se vuelve lógico cuando conoces su comportamiento, entonces sabrás cómo comportarte tú. Esa es la base.

Yo me leí un libro muy interesante del que recuerdo parte de esta información, pero lamento no poder decir su nombre porque lo presté hace años, y no recuerdo a quién… supongo que os habrá pasado el dejar pelis, música y desaparecer en combate, ohhh.
De todas formas hay muchos libros buenos por todos sitios que tratan todos estos temas del lenguaje canino. ¡Suerte!

Te animo a que nos expliques tus experiencias de encuentros caninos, podremos aprender o disfrutar de ellas, gracias molosiner@.